Claves del 25 de marzo

Climate Action 100+ emite el primer índice de referencia para evaluar los compromisos climáticos de las empresas generadores de mayor volumen de emisiones a nivel mundial. La minería, los metales, el petróleo y el gas, la aviación, la automoción, los productos químicos y el papel se encuentran entre los sectores evaluados. Califica el rendimiento de la compañía en cuanto a reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero, la mejora de la gobernabilidad y el fortalecimiento de las revelaciones financieras relacionadas con el clima. Este índice de referencia fija los indicadores importantes para los inversores. Desde Climate Action 100+ aseguran, no podemos gestionar lo que no podemos medir.

Extremadura sigue compitiendo por fabricar celdas de baterías. Alejandro Ayala, presidente de la promotora Civitas Pacensis y Mario Celdrán, consejero delegado de Phi4Tech, han presentado al presidente Fernández Vara el proyecto para instalar una fábrica de baterías de litio en Badajoz. La Ministra de Industria, Reyes Maroto, aseguró que Extremadura está muy bien posicionada para albergar la planta. Comparto que Extremadura no puede ser mera extractora de litio, declaraba. Phi4Tech ha alcanzado una alianza estratégica con Lithium Iberia, empresa encargada de extraer Litio en el yacimiento de Las Navas, situado en la localidad cacereña de Cañaveral.

Transhydrogen Alliance, nuevo consorcio para la producción e importación de hidrógeno verde y amoniaco verde a Europa a través del puerto de Rotterdam. Las empresas de tecnología Proton Ventures, Trammo (comercial) y VARO (energía) comenzarán su colaboración con un primer proyecto para la producción de hidrógeno verde a partir de parques solares y eólicos y la importación de dicho hidrógeno en forma de amoniaco verde en Europa. Esperan estar operativos en 2024. El objetivo a largo plazo de la alianza es importar 500.000 toneladas de hidrógeno verde al año, lo que equivale a un máximo de 2,5 millones de toneladas de amoniaco verde.

La presidenta de CNMC, Cani Fernández, asegura que la reducción de los peajes y cánones que pagan los consumidores a modo de retribución de las instalaciones de transporte y distribución de energía supondrá un ahorro anual de entre 500 y 700 millones de euros entre 2021 y 2026.

La inversión en tecnologías climáticas de firmas de capital riesgo superó los 17 mil millones de dólares en 2020. La mayor parte de esta inversión se realizó en nuevas empresas que se encuentran en etapas avanzadas del desarrollo de soluciones limpias. Se observa un fuerte sesgo regional hacia EEUU y China, en ambos mercados el capital se concentra en el sector del transporte y nueva movilidad, área que parecer ser la más popular entre los fondos de inversión.

Avance en el desarrollo de baterías estructurales. Funcionan como fuente de energía y como parte de la estructura. En esencia, el peso de la batería desaparece al convertirse en parte de la estructura de carga. Los cálculos muestran que este tipo de batería multifuncional podría reducir en gran medida el peso de un vehículo eléctrico. Investigadores de la Universidad de Chalmers (Suecia) confían en que la próxima generación podría utilizarse en teléfonos, ordenadores portátiles o bicicletas eléctricas. A más largo plazo, es absolutamente concebible que los coches eléctricos, los aviones eléctricos y los satélites se diseñen y funcionen con baterías estructurales.

El Gobierno de Irlanda aprueba un proyecto de ley sobre el clima que marca el camino hacia las cero emisiones netas para 2050. El Primer Ministro, Leo Varadkar, confía en que la descarbonización de la economía presentará importantes oportunidades para las empresas irlandesas, para el comercio y para nuevos empleos.

Dos informes sobre el transporte publicados por la Agencia Europea de Medio Ambiente (AEMA) concluyen que se debe fomentar el cambio al transporte ferroviario y marítimo. El tren sigue siendo, en general, el modo de transporte motorizado de pasajeros más respetuoso con el medio ambiente en Europa, en términos de emisiones de gases de efecto invernadero. El transporte representó el 25% de las emisiones de gases de efecto invernadero de la UE en 2018. Las emisiones de este sector provienen principalmente del transporte por carretera (72%), mientras que el transporte marítimo y la aviación representan partes del 14% y 13% de las emisiones, respectivamente, y el ferrocarril una parte de 0,4% (emisiones de trenes diésel únicamente).