Confidencial: Incógnitas e incertidumbres bajo el Plan de Recuperación

¿Oculta el Gobierno elementos clave del plan enviado a Bruselas? ¿Por qué vamos récord tras récord en los precios eléctricos? ¿Quién está preparando desinvertir en renovables? ¿Cuándo llegarán los fondos de Bruselas? ¿Vienen aun más paro y caída del consumo?

Plan de Recuperación: ¿Qué no nos están contando?

Sánchez anuncia la semana pasada el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia
Sánchez anuncia la semana pasada el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia

Hace una semana fue aprobado el Plan de Resiliencia español. En la rueda de prensa del 27 de abril la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, marcó las líneas generales del plan del que depende la obtención de recursos de la Unión Europea y cuyo plazo de presentación era el pasado viernes, es decir el 30 de abril.

La ministra se dejó en el tintero algunos de los contenidos. Como por ejemplo la progresiva eliminación de la declaración conjunta de los cónyuges en el impuesto a la renta de las personas físicas (IRPF). La filtración de esta medida por los medios de comunicación provocó una fuerte reacción en los partidos de oposición, pero además creó la sensación de que hay muchos más acuerdos remitidos que los que han sido objeto de información transparente.

La Moncloa ha filtrado a la prensa 24 horas después de que saltara el asunto a los titulares que se retracta de esta medida que se amparaba en criterios de igualdad de género que no parece que fueran lo suficientemente convincentes para los afectados. Uno de ellos es que la desgravación que ofrece la declaración conjunta de la renta desincentiva la búsqueda de trabajo por el perceptor del salario más bajo, en general la mujer, dada la estructura salarial en España.

El asunto ha creado inquietud en la presidencia de Gobierno, entre otras cosas por la oportunidad de la filtración, en vísperas de las elecciones a la Comunidad de Madrid, señala una fuente política al tanto de los desvelos de la Moncloa.

Nuevos máximos históricos del precio de la electricidad

El anuncio de que los precios registrados para abril por el Operador del Mercado Ibérico de la Electricidad (OMIE) en la subasta de finales de mes alcanzaron un nuevo máximo histórico para ese mes con 64,5€ por KW ha desatado una ola de comentarios en el sector y entre los analistas económicos. Como señala un ex economista jefe de una gran empresa eléctrica que se dedica ahora a la consultoría:

Esto es una verificación más de que no existe un verdadero mercado en un sistema cautivo en el que los generadores se visten de distribuidores para cazar oferta y demanda. La separación entre ambos es una ficción porque los grandes distribuidores siguen siendo las grandes empresas generadoras que se han cambiado la gorra. Este no es un mercado de verdad. Ni siquiera se puede decir que es un mercado imperfecto. La otra parte de la historia es que el precio lo determina el productor con costes de generación más altos. Esta vez no fue Filomena y la ausencia de energía renovable, sino el precio del gas y los derechos de emisión. Pero da la casualidad que había una significativa abundancia de energía renovable y que ésta, con los costes de generación más bajos del mercado, se llevaron un pellizo colosal. Vale la pena tener en cuenta que algunos generadores como Iberdrola son los mayores productores de electricidad renovable de España...

El tema sigue calentando el ambiente, como no podía ser de otra forma.

¿Hora de rotar carteras y desinvertir?

precios del suelo, fotovoltaica y eólica marina

Se comenta en medios financieros que algunos fondos de inversión en el sector renovable han completado el ciclo de madurez de algunos activos y los han puesto a la venta. Esto ha centrado la cuestión en los inversores extranjeros como la principal alternativa para su desinversión. Fondos de infraestructuras y que concentran su inversión en las renovables merodean las oportunidades que les ofrecen los bancos de inversión que intermedian en este sector.

Plenium Partners suena como uno de los vendedores de activos para rotar su cartera. A la luz de los precios alcanzados por la electricidad el margen obtenido por las renovables es espectacular, así que los candidatos a comprar activos renovables en España no faltan. El negocio habitual de gestionar licencias, poner en marcha el negocio y vender sigue siendo una de las vetas de este mercado en el que pululan los pequeños grupos empresariales que se alían con técnicos locales para poner en marcha proyectos que se venden llave en mano. Detrás van comprando los que buscan oportunidades en el mercado ibérico. Y hacen cola…

¿Cuando llegarán los fondos desde Bruselas?

Discutiendo los fondos de recuperación
Discutiendo los fondos de recuperación

Cambiando de cuadrante, la incertidumbre sobre los plazos de llegada de los recursos comprometidos por Bruselas para España sigue creando inquietud entre los empresarios porque de esos plazos parece depender la convocatoria de las licitaciones por parte del Gobierno. Éste cursó 15 invitaciones, es decir manifestaciones de interés, a diversos sectores productivos respecto de sus potenciales proyectos. Por lo que se sabe eso ha desencadenado una avalancha de proyectos que involucran un microcosmos empresarial, cada uno con alguna gran empresa como eje central.

Fuentes al tanto de las opiniones de Economía sugieren que esas invitaciones fueron emitidas con el objetivo de tener una idea de la dimensión de la demanda y para estar mejor orientados cuando se den a conocer las licitaciones.

La cuestión es que los retrasos previstos en la gestión de los recursos por Bruselas no parece que vayan a dar un momento inercial importante a la cuestión de las licitaciones. Ahora es el Parlamento Finlandés el reticente… Hay un compás de espera abierto que incluye unas negociaciones con la CE que están poco claras, en la medida que hay una agenda oculta.

Solo los muy allegados a la Moncloa saben qué se cuece en materia fiscal, de pensiones y reforma laboral. Fuentes próximas a la CEOE dicen que en el asunto de la reforma laboral la cuestión está clara, pero fuentes próximas a los sindicatos afirman que eso no está cerrado, mientras el programa ya está sentado en Bruselas a la espera de su revisión, lo cual implica que en algún momento los negociadores se van a ver las caras.

Los que dicen saber mucho de esta cuestión afirman que los acuerdos más conflictivos ya fueron cocinados por Nadia Calviño a lo largo de los últimos meses durante las visitas a Bruselas y las reuniones del Ecofin.

La nueva caída del PIB

Los empresarios no se han sorprendido por las malas cifras del crecimiento económico en el primer trimestre. Lo daban por descontado. El hecho que el PIB cayera en el primer trimestre un 0,5% ha sido un recordatorio de que las proyecciones del gobierno son exageradamente optimistas.

La retracción en el conjunto de Europa fue del 0,6% y ha sido empujada fundamentalmente por el más que pobre desempeño de Alemania cuyo PIB ha caído en el primer trimestre el 1,7%, un bache que no estaba contemplado en el cuadro de mando. El dato indica que la recuperación en Europa se resiste de forma contumaz. Hay un clima de optimismo en algunos círculos empresariales que se debe atribuir a la recuperación de la actividad económica en Estados Unidos y China más que a factores locales.

En España, Economía piensa que el lanzamiento de los proyectos estará seguramente precedido por planes con efecto de tracción como el de rehabilitación de vivienda y si el gobierno es capaz de coordinar los intereses encontrados en su seno, en un plan de choque para el empleo juvenil, un sector en el que las tasas de paro crean mucha inquietud tanto a nivel político como social.

El Banco de España tiene la oreja pegada al suelo como los guías indios, en un intento por percibir si se acerca la avalancha de insolvencias de empresas viables. Se trata de verificar las advertencias hechas por la Junta Europea de Riesgo Sistémico. Una ola de quiebras sería un golpe serio para un sector importante de la banca española cuyo posicionamiento en el mercado financiero no es óptimo. Hay mucho maquillaje y las lágrimas lo pueden lavar con rapidez, no siempre el capital abunda y en muchos casos hay pérdidas recurrentes que se barren bajo la alfombra.

España pierde tejido productivo. La última encuesta de población activa lo refleja con una caída de más de 100.000 trabajadores.

Desánimo, desconexión laboral, falta de oportunidades de empleo, son reflejo de esta situación. Ocurre que las líneas de crecimiento que se han diseñado para salir de la crisis covid-19 no son intensivas en mano de obra y no se puede por tanto fiar a ellas la superación de las bajas tasas de empleo juvenil. En materia de industrias el desarrollo del coche eléctrico es también menos intensivo en mano de obra que el motor de combustión interna. Así que vamos camino de nuevos recortes en ese sector.

Conclusión, una recuperación económica no va a ir acompañada de un incremento significativo del empleo, y seguiremos arrastrando la situación crítica de empresas sobreendeudadas. Habrá que ver si el gobierno tiene cintura para hacer frente a esta pinza. Superar esa coyuntura no depende del dinero de Bruselas señala un analista escéptico…